h1

Fuera de su tiempo

11 octubre 2010

Julio dio por finalizada su vida hasta entonces. A mi nada me ha contado de ella por más que alguna vez le he preguntado. Dice que es la vida de otra persona y que no le gusta hablar de otra gente.

El caso es que se vio ante la disyuntiva de elegir quien ser a partir de ese momento. Mientras abría el catálogo de personalidades pensaba que lo coherente sería optar por alguien a quien él mismo admirara. De primeras podría haber elegido ser un “héroe de hoy en día” (así venía encabezada una de las páginas mas gastadas del catálogo), un joven bien formado y hecho a si mismo, concienciado nivel 2 (separo plásticos, orgánica, papel, vidrio, aceite usado y pilas), con un innegable atractivo físico, buena gente pero no tonto, inteligente, seguro de si mismo y dotado de un gran sentido de humor que le permita poder reírse de todo.

A punto estaba Julio de no encontrar razones para seguir buscando cuando cayó en la cuenta de algo que le chirriaba. Tal vez era un capricho pero el prefería una característica ausente en esa personalidad. Fue al índice del catálogo y buscó entradas de héroes con la etiqueta “Fuera de su tiempo” (una nota al pie aclaraba que eran héroes de hoy en día de ediciones anteriores). ¿Rubio joven y voluntarioso, trabajador, enamoradísimo y bueno a más no poder? ¿moreno de mediana edad y un poco de vuelta de todo, con cigarro, descreído y gris pero con buen corazón en el fondo? ¿rebelde con causa al que no doman los palos de la vida? ¿triunfadora e independiente con un gran presupuesto en sus manos?

Julio cerró el catálogo con disgusto. Pensó que para él ese “Fuera de su tiempo” que tanto le atraía era más bien “Por delante de su tiempo”. Eso, por definición, no lo iba a encontrar en ningún catálogo. Tenía que hacerlo él mismo. Pero a la vez debía evitar que quien era en ese momento, ese producto de su tiempo que aprueba con la cabeza mientras lee la página más gastada del catálogo, definiese quien iba a ser. Sólo se le ocurrió una posibilidad.

El azar. Era arriesgado, no tenía por que conseguir su objetivo, pero le pareció que era la única manera que no garantizaba el fracaso en su empresa. Relleno papelitos con rasgos de personalidad y llevó a cabo un sorteo. He de confesar que ante mi incredulidad Julio siempre ha afirmado que le costó muy poco trabajo ser quien es ahora. Y no sé… a mi caerme me cae bien. Pero la verdad es que lo de héroe, lo de hombre fuera de su tiempo, no lo acabo de ver. Yo creo que es un tipo normal. Aunque una historia que contar sí que tiene. Y puede que dos si se decide a hablar de otra gente.

Anuncios

8 comentarios

  1. Pues creo que la opción de Julio ha sido la más inteligente, así al menos, si la cosa sale rana, puede culpar al azar, como hoy culpamos a “la mala suerte”, al “destino” o a las “circunstancias” por ser quienes somos (y quienes no queremos ser).

    Difícil búsqueda la de Julio. Quizá el héroe que ansiaba estaba perdido en alguno de los “anexos” o “apéndices” donde se colocan los elementos que no encajan en el grueso del catálogo (ay perdón, que de eso no existe, que no interesa a la demanda….)

    Besos…
    (PD: a mí el tipo gris y descreído me parece increíblemente interesante…)


    • La culpa. Es verdad. Que bien traida. Si hay azar siempre podemos diluirla, y algo de azar siempre hay ¿no? ¿O es que todo está en nuestras manos?
      ¿Cuanto se parecen responsabilidad y culpa?
      Ay, me va a estallar la cabeza… a pesar de lo cual…
      Besos!
      PD: a mi también me va ese tipo.


  2. Que dificil eso de elegir ser quien quieres ser!! Porque eso de ser ‘al azar’, vale, pero antes hay que tomar decisiones para escribir en los papelitos que rasgos te definiran.

    Me gustaría echarle un ojo a ese catálogo. Me lo mandas??

    Besos


    • Los papelitos que los rellene una mano inocente que no sepa ni lo que está haciendo, que donde ponemos una neurona ya no cabe el azar.
      ¿Seguro que quieres el catálogo? ¡Mira que tú eres capaz de inventarte un nuevo producto!
      Besos.


  3. Pensaba en lo mismito que Julio estos días.
    🙂


    • ¡Y lo solo que se veia Julio y lo bien acompañado que está!


  4. si mi pèrsonalidad estuviera en un catalogo…seguramente la descatalogarian con rapidez…
    si alguna vez me entero donde se comprarn personalidades…me haré con una reluciente, potente…segura…etc…

    muy bueno tu post…

    abrazosss.
    🙂


    • Ya, ya, descatalogada, si, si… ¿seguro que no figuraría en el top de ventas?
      Lo siento pero la reluciente la pillé yo y luego arranqué la hoja. Vaaaale, ¡es que todavía no la he estranado!
      ¡Un abrazo grande!



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s